Herramientas de apoyo a requisitos

El modelo CMMI no establece como condición el uso de herramientas específicas para la implementación de las prácticas en las áreas de proceso. Aunque la herramienta no hace el proceso, es útil apoyarse en ellas para facilitar las tareas que se requieren. En particular las áreas de proceso de REQM y RD se benefician mucho si el proceso se refuerza con alguna herramienta.
IRQA es una herramienta desarrollada por Visure que permite identificar, analizar y gestionar los requisitos. Una solución completa e integral para el proceso de definición y gestión de requisitos.
De acuerdo con las funcionalidades principales de la herramienta se puede realizar:

  • Captura de requisitos
  • Análisis de requisitos
  • Especificación de la solución
  • Validación de la especificación
  • Verificación y pruebas de aceptación
  • Gestión de requisitos
  • Trazabilidad de requisitos
  • Gestión de proyecto
  • Generación de informes
  • Soporte de reutilización
  • Gestión de la configuración
Estas funcionalidades permiten cubrir un ciclo de desarrollo completo de la solución desde la identificación de la necesidad hasta la aceptación del producto, con la posibilidad de integración con herramientas del mercado como Enterprise Architect y otras herramientas de apoyo de pruebas, modelado e integración del producto. Todo esto permite apoyar no solamente las prácticas de RD y REQM, sino también TS, PI, VER y VAL así como áreas de soporte de MA y CM, integrando prácticas genéricas requeridas para la institucionalización del proceso.
Esta herramienta compite con otras soluciones del mercado como Doors, Caliber y RequisitePro y sus comparativas están disponibles en el sitio de la herramienta. Habrá que evaluarla contra soluciones Open Source, que no son muchas pero pueden estar disponibles como Open Source Requirements Management (OSRMT), y que puede ser una alternativa en algunos casos. Existe una lista de herramientas disponibles en el mercado que es importante evaluar antes de tomar la decisión de compra o utilización de una herramienta.
Un elemento fundamental para el uso de las herramientas es involucrar a todos los interesados y que participen activamente como parte del proceso. IRQA facilita en buena medida esta integración al vincularse con herramientas existentes y que son utilizadas por los interesados, lo que disminuye la resistencia al cambio y facilita la aceptación de la solución como parte del proceso.
La decisión de utilizar una herramienta es tan crítica como la definición del proceso en sí. Ambos enfoques deben estar alineados y orientados a los mismos resultados, para evitar un esfuerzo doble por seguir el proceso y hacer uso de la herramienta. Es importante, como se mencionaba anteriormente, establecer las funciones de cada uno de los participantes pero también proporcionarles la asesoría y formación necesaria para un uso adecuado. Al final es importante garantizar su uso mediante mecanismos de supervisión y seguimiento a los resultados mediante los indicadores del proceso.
La herramienta no es la solución al problema, se vuelve parte de él si no existe un objetivo claro en la organización, impulsado por la gerencia, para permitir que el uso de la herramienta facilite el proceso y obtenga los beneficios que se esperan para el negocio.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: